Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo.

En agradecimiento a los participantes

Ayuntamiento de Gaucín

Noticias

En agradecimiento a los participantes

RONDA ROMÁNTICA­2013
Nuestra unión, clave del éxito
Queridos amigos:
No encuentro una manera mejor de encabezar esta carta, porque así lo siento. Aunque me gustaría
hacerlo uno por uno, al final me he decido hacerlo de forma genérica, para que todos sepamos de
todos. Me disculpo de antemano, si resulta muy larga, pero procuraré ser lo más sinóptico posible.
A una semana justa de la celebración de “RONDA ROMÁNTICA”, y desde mi más humilde posición,
no puedo más que transmitiros mi satisfacción y felicidad por haber tenido el inmenso orgullo de
haber encontrado en cada uno de vosotros el apoyo y la amistad que nos habéis brindado. No hay
palabras en nuestro riquísimo lenguaje para transmitiros el inmenso agradecimiento que siento
dentro mí por vuestra extraordinaria respuesta y atenciones. Nos habéis dado una lección de unión
y compañerismo. La gran respuesta obtenida por toda la población de Ronda y cada uno de sus
pueblos y villas de su comarca natural, así como de otros pueblos y recreaciones históricas, más allá
de los límites territoriales, no ha podido ser más grandiosa. El mérito real es de cada uno de
vosotros, el nuestro tan sólo ha sido el saber vislumbrar una idea y poner en marcha el desarrollo
de la misma, algo de lo que estábamos plenamente seguros, desde el minuto cero, iba a cuajar en el
sentimiento y en la conciencia de todos los que de una manera u otra habéis participado en esta
gran Fiesta, que ya desde su primera edición se ha convertido en la Gran Fiesta de la Serranía de
Ronda y sus habitantes. El acierto pues es de todos, y todos sabemos el gran futuro que la misma
va a tener, y lo mucho que puede dar de sí. “Ronda Romántica” ha venido para quedarse. Tenemos
todavía muchas cartas en la manga, que se van enriqueciendo con la aportación de muchos de
vosotros, que estamos también seguros va a suponer nuevos retos que, entre todos, como hemos
demostrado, vamos a alcanzar. El gran esfuerzo realizado por todos, ha merecido la pena. Hemos
sabido poner en auténtico valor lo que realmente nos hace diferentes y nos distingue. Ronda ha
aprendido mucho de sus pueblos, que antes ya habían iniciado este camino identitario, y ha actuado
como le corresponde, después de muchísimos años, como auténtica capital de un amplio territorio,
dándole el protagonismo y la atención a los pueblos y villas enclavados en unos de los lugares más
bellos y legendarios de España, proporcionándoles la autentica dimisión histórica que se merecen,
sin complejos y llenos de orgullo de pertenecer a una tierra extraordinaria. Actuaciones de este tipo,
nos hacen ver la grandeza que tienen sus habitantes y de lo que unidos podemos hacer juntos.
Es muy importante, ahora, saber gestionar el éxito, insisto desde la humildad, y éste ha de ser
compartido por todos. El sabio siempre es humilde y sabe que queda mucho por aprender y hacer,
el sabiondo es petulante, soberbio y se apunta todo, incluso lo que no le corresponde. La
experiencia con todo lo ocurrido no puedo ser más enriquecedora, y el protagonismo no puede ser
más compartido. Las coplas son del pueblo cuando el pueblo las canta. Y “Ronda Romántica”, ya no
tiene ni autor, ni cabeza visible, ni alma máter, ni coordinador, ni responsable, ni valedor político....
“RONDA ROMÁNTICA” es de la Serranía de Ronda, porque así lo han querido los que aquí viven,
porque han sido ellos los que han hecho grande esta fiesta. Sin vuestra participación, sin vuestra
implicación, nada habría sido posible. Y este ha sido el mayor regalo que podíamos esperar, el
mayor reconocimiento, la mayor rentabilidad: vuestra respuesta unánime. El secreto de este
“éxito”, ha estado en compartir, en conjugar muchos activos, en superar con tesón y seguridad las
dificultades, en no dejar que nadie se apropie de un proyecto que una vez hecho realidad, todos
habéis sentido como vuestro, la identificación con el mismo no ha podido ser más abrumadora.
Recuerdo unas inteligentes palabras de la Ma José Lara, alcaldesa de Grazalema, que en la visita que
hicimos a su pueblo para explicar el proyecto, nos dijo: “el secreto del éxito de una fiesta como esta,
está en ceder el protagonismo a las personas, los políticos y los organizadores debemos estar en un
segundo plano, que no se nos note”. Me identifico al cien por cien con estas palabras, la gente está
cansada de fotografías vacías, de que se cuelguen medallas sin que les correspondan. Las gentes
quieren hechos tangibles, que con su dinero y con sus votos vean resultados. Los buenos árbitros
son los que pasan desapercibidos, los que no se les nota. Los buenos organizadores, igual, y un
evento como este más todavía. Nosotros tal vez hayamos puesto los cimientos, pero el edificio lo ha
construido el pueblo, y por eso lo siente como suyo, radicalmente suyo. En esta obra ha habido un
promotor: la Delegación de Turismo de Ronda; un equipo de arquitectura: Dissalia y Meta-
Andalucía; unos patrocinadores: Ayuntamiento de Ronda, Turismo de Ronda, S.A., Diputación de Málaga, Turismo Andaluz, Unicaja y otros en menor cuantía, que gestionan nuestro dinero y han
sabido invertirlo a nuestro servicio; y una empresa constructora: el pueblo llano, muchas
instituciones, otras empresas, alcaldes/sas de la Serranía. El mérito nuestro ha estado en servir de
guías, movilizarlos para que se sientan constructores de algo que ya les pertenece.
Quiero destacar, también, a falta de presentar los números oficiales finales, el éxito económico de la
realización de la misma, éxito que también hemos de compartir con todos, porque todos han
contribuido desde su parcela de responsabilidad a que así sea. Hemos celebrado un IV Congreso de
Historia de Ronda (Ronda y la Serranía en la época Romántica), que prácticamente se ha
sufragado con los ingresos habidos por las propias cuotas de los congresistas. Hemos realizado dos
grandiosas exposiciones, inolvidables, de Eulogio Rosas y Contribución rondeña a las Cortes
de 1812, por la Fundación del Legado de las Cortes de la Real Isla de León, de una gran
rentabilidad social, protocolaría, histórica y artística. Hemos inaugurado, nadie lo había hecho hasta
hora, un precioso Retablo dedicado a los Viajeros Románticos (obra de la artista María Guillén,
con textos elegidos por Antonio Garrido), en homenaje y agradecimiento a estos escritores,
precursores del turismo actual, que dieron a conocer nuestra Serranía al mundo entero, a
prácticamente precio de coste.
Hemos podido vivir el acto del Pregón y Pasacalles más hermoso nunca visto en nuestra ciudad,
con nuestros propios medios, presentando únicamente lo nuestro, con el Escuadrón de Gala de la
Guardia Civil (únicamente han cobrado los gastos de desplazamiento y alojamiento) con las dos
Bandas de Música de Ronda (gratis), con las dos Bandas de Arriate (gratis), con la comitiva de 21
pueblos de la Serranía y sus Estancias, sufragada también por ellos mismos en su totalidad
haciendo un gran esfuerzo económico que también es de justicia reconocerles, con arrieros,
caballistas y amazonas a la rondeña, y carruajes de la época, sin coste alguno. Y con la ciudad de
Ronda y visitantes en las calles, con miles de personas ataviadas de la época, buscando donde no
hay, pero bien que se han vestido, cada uno a la medida de sus posibilidades. El año que viene serán
muchos, muchos más, pero que muchos más.
Se han montado al final más de cien estancias rústicas, agroalimentarias, artesanales, de peñas,
de tabernas, de pueblos, cuyas cuotas de inscripción han supuesto una importante suma, aunque no
suficiente, para ayudar a sufragar los gastos. Y cuya cuota, los propios comerciantes, han
recuperado con creces, ya que el acontecimiento no sólo ha supuesto una importante inyección
económica para los allí instalados, sino también para los hoteles, bares, restaurantes, comercios y
modistas de la ciudad y algunas de la Serranía. Y algo realmente importante, una inyección de
alegría para todos, en estos tiempos difíciles y que tanta falta nos hacía.
Se ha celebrado, el I Encuentro Flamenco de los Cantes de Ronda y la Serranía, organizado con
sobresaliente éxito por la Peña Flamenca de Ronda, que va a suponer un acontecimiento de gran
calado en el mundo flamenco y va a colocar a nuestro territorio en el lugar preeminente que le
corresponde en la manifestación musical más importante de España (prácticamente su coste ha
sido cero, cantaores, tocaores y bailaores han actuado de manera altruista).
Ha tenido lugar también el IV Concurso Hípico de Alta Escuela, a la rondeña, con una belleza y
plasticidad nunca vista en nuestra ciudad, en un lugar único en los balcones del Tajo de nuestra
bicentenaria Alameda. Exhibiciones ecuestres a la rondeña, de gran altura, a coste cero también.
Hemos tenido un I Festival de Cocina Tradicional de Ronda y la Serranía, donde se agotaron
todas la entradas, de grandísimo nivel gastronómico, a coste cero también.
Todas la empresas intervinientes en la organización y en los múltiples trabajos realizados han
demostrado una gran generosidad, especialmente Dissalia-comunicación creativa y Meta-andalucía,
empresas rondeñas que han aportado muchísimo a unos costes muy por debajo del mercado, donde
les ha podido más la ilusión y el entusiasmo por la puesta en marcha de “Ronda Romántica”, que el
beneficio económico real, incuantificable después de ocho meses de intenso trabajo, asumiendo
incluso responsabilidades que no le correspondían.
Se han escenificados un total de nueve recreaciones históricas y folklóricas, con casi mil
figurantes y actores, a los que tan sólo se les ha sufragado el transporte, el alojamiento en Las
Delicias en algunos casos, y el matalotaje (aspecto este último a mejorar para las próximas ediciones). Todas han brillado a una gran altura y nos han enseñado una parte importante de su
historia, y como el esfuerzo conjunto y la unión siempre da unos resultados excelentes. Ellos han
sido también los auténticos valedores de una Serranía Romántica, que han dado una lección
histórica y de camaradería a la ciudad de Ronda, que para el año que viene tendrá que preparar sus
propias recreaciones. La palabra que resume todo esto es sin duda alguna GENEROSIDAD, en la
seguridad de que esta se ha convertido en RENTABILIDAD, económica, social, promocional,
identitaria y sobre todo integradora.
Por último nos vemos en la obligación de nombrar a muchas personas que por su trabajo y
dedicación son dignísimas autoras también de este proyecto, su apoyo positivo y esfuerzo nos han
servido de aliento para seguir adelante, porque eran a ellos a los que en primer lugar teníamos que
darle una respuesta honrosa, a la altura de lo que esperaban y por haberse sumado sin fisuras a
este gran proyecto de todos.
A Antonio Garrido, maestro de todos los historiadores de Ronda, del que tanto aprendemos por su
sabiduría, humildad y amor, como él dice, a Ronda de la Serranía.
A Isidro García Cigüenza, por saber transmitirnos como nadie el gran bagaje etnográfico de esta
Serranía nuestra, y emocionarnos también como nadie con sus bellos libros. Por su energía positiva,
por su jovialidad, su llaneza y excelente disposición para todo, desde recoger sillas a dar una
ponencia. Esa es su grandeza. Por iniciar el Camino Inglés, el camino de los viajeros románticos, con
su burra Molinera, que vamos a recuperar con la ayuda de todos los pueblos por donde pasa y
convertirlo en una de las rutas históricas de España.
A Ma José García Sánchez, por su excelente trabajo en el Congreso de Historia, de esos que no se
ven, pero bien que se nota, por su belleza interior y exterior, y por sentir y valorar los archivos
históricos y la historia como nadie.
A Sebastián García Garrido, rondeño ilustre de pro, por su humildad, por todo lo que he
aprendido de él y con él, por estar siempre ahí para todo, aunque lejos siempre lo hemos sentido
cerca. Todavía espero que a quien le corresponda le dé la oportunidad de poder ofrecer a su ciudad
todo lo que lleva dentro, que es mucho, muchísimo. Por su amistad leal y auténtica.
A Antoñita Salas, por su aliento y palabras de ánimo, por su reconocimiento continuo, por su
ternura, su bondad y pasión por la historia y este territorio nuestro, por su saber estar, por su
exquisitez y su apoyo imprescindible.
A Carlos Gozalbes Cravioto, por el conocimiento inconmensurable que siempre nos ha regalado
de los caminos de Ronda y la Serranía, por su sencillez y generosidad. Por aportarnos tanto, y por
disfrutar con nosotros como un rondeño más.
A Esteban Alcántara, por su brillantísima ponencia sobre Torrijos y la aportación rondeña a su
levantamiento liberal. Por traernos tanto de nuevo y desconocido, por sentir Ronda con el cariño
que la siente, por su trato exquisito y por su amistad ofrecida sin fisuras e incondicional. Por
traernos esa maravillosa Recreación Histórica de Torrijos 1831, que no pude ver, por estar en mil
cosas, pero que tanto gustó y emocionó a los que pudieron disfrutarla.
A Gabriel Pardo Lesme y esposa, por haber sabido ver desde el primer momento la importancia
que este proyecto iba a tener para Ronda y la Serranía, por su colaboración y entrega entusiasta y
por haber sabido tirar de las peñas de Ronda, liderándolas con gran generosidad y entusiasmo.
A Martín Vivas Ruiz, por aportar su voz profunda y sonora a cada una de las películas y
documentales promocionales de este proyecto, sin duda alguna la voz de “Ronda Romántica”. Por
recuperar su amistad, por su excelente disposición para ayudar, y por sus ganas de trabajar por
Ronda. A pesar de que no pudo disfrutar de la Fiesta, su aportación a la misma ha sido de gran
importancia.
A la Asociación de Vecinos del Barrio San Francisco y de la UVA, por su presencia entusiasta,
por su alegría y ganas de su sumarse a un proyecto que han sentido suyo desde el primer momento,
y por su solidaridad con los más desfavorecidos. Su participación ha brillado a gran altura. A Ayuca, Fidelis et Fortis, y otras instituciones solidarias. Por su trabajo impagable, por ser tan
buena gente, y por ser tan agradecidos, cuando somos nosotros los que hemos de agradecer todo lo
que hacen por los demás.
A Asprodisis, con su gerente al frente, Jacinto Castillo, por ser una de las grandes instituciones de
Ronda, de la que todos nos sentimos orgullosos, por su extraordinario funcionamiento y excelente
equipo, y por el trabajo precioso que han realizado. Con su actuación dentro de este proyecto y su
implicación han realzado “Ronda Romántica” como nadie. Hermosa aportación que ha brillado a
grandísima altura, y dice todo de ellos, repartiendo alegría y ternura. Y por traernos al Congreso de
Historia a Javier Tamarit, ponente extraordinario que nos dejó a todos con la boca abierta.
A Paco Avilés León, por ser tan eficiente, por su rondeñismo inquebrantable, por ser tan resolutivo,
por apostar porque la Fundación del Legado de las Cortes de la Real Isla de León estuviera presente
en “Ronda Romántica”, con dos recreaciones históricas relacionadas con la historia de nuestra
ciudad y una Exposición de grandísimo valor histórico. Su trabajo ha sido impecable, su disposición
sobresaliente y su actitud, de rondeño grande.
A Lola Castellano, de Meta-andalucía, por su gran trabajo de captación de comerciantes para el
Mercado de Época, por creer en este proyecto, por su colaboración entusiasta y altruista para que
todo saliera bien.
A Carlos Telmo, por su amor a Ronda que pasea por las ondas. Por su ilusionante pregón, el
primero de todos. Por repartir simpatía a raudales, y por verlo feliz y orgulloso como nadie de su
ciudad.
A Eulogio Rosas, por el inmenso legado artístico que deja de nuestra ciudad. Por haber sabido
representar en sus lienzos una Ronda Romántica que nos ha servido de inspiración a este proyecto.
Sus lienzos recobraron vida y por fin salieron a la calle y él ha podido verlos. Y a su hijo, Eulogio
también, por su impagable labor de recopilación de los cuadros de su padre, repartidos por todo la
geografía española, por sus innumerables gestiones para que los pudiéramos tener reunidos de
manera antológica en Ronda y disfrutar de una exposición única y posiblemente irrepetible. Por
dejarnos para siempre ese magnífico catálogo que formará parte de la historia del arte de nuestra
ciudad y de Andalucía. Por brindarnos su amistad y sentirse un rondeño más. Por entender que
todo este esfuerzo ha merecido realmente la pena. Por hacer feliz a su padre.
A Pepe Garrido, de Grazalema, por su generosidad, por creer en este tipo de proyectos, por ser un
entusiasta de ellos, por hacer grande la Recreación de Bandoleros de Grazalema. Su presencia aquí
ha sido un honor para todos nosotros.
A Pepe Lisardo, de la Recreación Histórica del 2 de mayo de Algodonales, por su excelente
disposición siempre, por movilizar a sus miembros para estar aquí. Por creer en “Ronda
Romántica”, y porque su presencia se ha hecho bien notoria, aunque al final no pudiesen usar el
cañón como ellos querían.
A Miguel A. Moscoso, por su implicación entusiasta y labor comarcal de enlace con muchos de los
pueblos y villas de nuestras sierras. Se lo ha pasado de miedo y ha disfrutado como nadie y
nosotros con él, por saber transmitirnos felicidad a pesar de ser un sargento francés.
A Melchor Conde, alcalde de Arriate, mi querido antiguo alumno, por su cariño y entrega, que tuvo
claro siempre que Arriate tenía que estar en “Ronda Romántica” y apostó por ello, pueblo del que
teníamos claro tenía que encabezar la Comitiva de la Serranía de Ronda, por su cercanía, por su
historia común con Ronda y por haberse ganado su independencia del término municipal de Ronda,
hecho histórico que merece la pena ser recreado y conocido por todos. Por haber cedido de manera
gratuita las dos bandas de su pueblo. Y por ser una excelente persona, agradecida y que no olvida
sus principios. Sus abrazos siempre me han llenado de emoción y orgullo.
A Pedro Godino, alcalde de Gaucín, pueblo clave en el Camino Inglés y en la historia de la Serranía
de Ronda. Por ser de los primeros en creer en “Ronda Romántica”, por saber estar ahí de manera
discreta, pero sabiendo que contábamos con él desde el primer momento, por saber hermanarse
con Ronda y por enseñarnos que Ronda es mucho más, unida a sus pueblos y viceversa. A David Fernández, alcalde de Júzcar, otro antiguo alumno, por su alegría y positividad, por
aportarnos lo mejor de su pueblo, y por estar presente a pesar de la coincidencia con sus Jornadas
Históricas, esfuerzo que hay que reconocer y considerar.
A Ma José Lara, alcaldesa de Grazalema, por su comprensión al omitir por error el nombre de su
pueblo en la revista, por ser pioneros de las recreaciones históricas en la Serranía de Ronda, de los
que tanto hemos aprendido y seguiremos aprendiendo. Por su generosidad, por tenerlo
absolutamente claro, por su simpatía, por sus atenciones exquisitas en su pueblo, y por sus
lecciones de unión y experiencia. Por repartir más de 500 raciones de migas y sopas de tomate, tal y
como se hacían antiguamente, y que apenas daba tiempo a repartirlas.
A Juan A. González, alcalde de Montecorto, por querer estar aquí también desde el primer
momento, por su lucha por la independencia de Ronda, por tener un pueblo cargado de historia que
busca su lugar en nuestra Serranía, por su discreción y humildad que lo hace una persona grande.
A Silvestre Barroso, alcalde Benarrabá, por habérselo pasado tan bien con su pueblo al frente, por
disfrutar tanto de su presencia en “Ronda Romántica”, por su entrega y tenerlo clarísimo.
A Fernando Fernández, alcalde de Faraján, por sentir “Ronda Romántica” como suya. Daba gusto
verlo disfrutar como lo ha hecho, durante los tres días, por su simpatía y felicidad, por hacernos
sentir amigos suyos, y asumir y entender como nadie que “Ronda Romántica” es la gran fiesta de
todos los pueblos y villas de la Serranía de Ronda.
A Antonio Acuña, alcalde de Algodonales, al que conocimos en el Pasacalles Romántico, ya que el
trato institucional con su pueblo lo tuvimos con la técnico municipal, Juana Nadales, mujer
excelente y que siempre nos atendió con especial atención. Algodonales ha tenido una presencia
sobresaliente en “Ronda Romántica”, con su alcalde al frente, como no podía ser menos.
A José Víquez, alcalde de Yunquera, que estuvo al frente de su pueblo. Unos de los pueblos que
tomó con mayor interés su presencia en Ronda Romántica a través de su concejal Rafael Romero
y su técnico municipal, Ana García. Excelentes personas, amantes de su pueblo y la Serranía, con
una Estancia preciosa, que finalmente no pudieron representar su “Yunquera Guerrillera”, pero
bien que si hicieron visibles en el Pasacalles Romántico. Esperamos que sí pueda ser para el año
que viene. Estamos deseando verlos.
A Eugenio Márquez, alcalde de Benalauría, persona interesantísima que tiene a todo su pueblo
detrás, que siempre mostró su ideas claras de estar presente y nos dio un discurso hermosísimo en
representación de todos los pueblos serranos, que caló en todos los que estuvimos en la Gala de
“Ronda Romántica”. La representación histórica de “Moros y Cristianos” fue apoteósica, con José A.
Castillo al frente, texto adaptado y escenificación anterior a la época romántica y que encajaba
perfectamente dentro de nuestro proyecto histórico, etnográfico y cultural.
A Mayte Domínguez, alcaldesa del bellísimo pueblo de Jimera de Líbar, que representó a su pueblo
con gran altura y brillantez, volcada como nadie con “Ronda Romántica”, estuvo también presente
los tres días y supo promocionar en primera persona las tradiciones y productos de su pueblo con
gran entusiasmo y alegría.
A Francisco Escalona, alcalde de Igualeja, se implicó como nadie, vistiéndose a la usanza para
sorpresa de propios y extraños, con su bellísima y entusiasta Delegada de Cultura, Raquel Álvarez.
Estuvieron con su pueblo, orgullosos de estar en Ronda, con un pueblo al que tantos lazos nos unen
y con el que tanto también nos identificamos.
A Diego Sánchez, alcalde de Montejaque, al frente de unos vecinos entusiastas que brillaron en el
Pasacalles Romántico y en su Recreación Histórica de la Batalla de la Puente. Que nos pusieron los
pelos de punta a todos los presentes. Su escenificación realista llegó a todos, y su implicación en el
proyecto fue ejemplar.
A Inmaculada Gil, alcaldesa de El Bosque, al frente también de su pueblo, el que más número de
vecinos desplazó hasta nuestra ciudad. Con Jesús Román, buen amigo historiador, que
conjuntamente con un grupo de paisanos movilizaron a todo su pueblo de manera entusiasta par estar presente en “Ronda Romántica”, con un comportamiento ejemplar y a los que tanto les
debemos por su absoluta implicación.
A Tomás Rueda, gerente de la Mancomunidad de los pueblos de la Sierra de las Nieves, que tuvo
claro también que sus pueblos tenían que estar aquí, agradecidos por acordarnos de ellos, y que ha
posibilitado su ayuda institucional para al menos estar aquí a nivel subcomarcal. Y muy
especialmente a los Ayuntamientos de El Burgo, que en la figura de su primer teniente de Alcalde,
Juan Manuel Pereña, representó a todos los pueblos de esta mancomunidad. Y Tolox, con su alcalde,
Juan Vera, que estuvo presente en algunos de los actos programados.
A Francisco García González, al frente de la Peña Flamenca, que organizaron el I Encuentro
Flamenco de los Cantes de Ronda y la Serranía, conjuntamente con José Luis Jiménez y otros
miembros de la peña. Prácticamente, como ya hemos dicho, sin coste alguno y que será con el
tiempo un referente dentro de los festivales flamencos del calendario anual. Por su pasión y amor a
nuestra más genuina representación musical, por su trabajo incansable y por su apoyo a “Ronda
Romántica”. Brillaron también en la mesa redonda sobre los cantes rondeños, que tuvo lugar en el
Congreso de Historia.
A Paco Becerra, abanderado de Ronda, bandolero de alma de Ronda, inspirador de una parte de
“Ronda Romántica”, a través de aquellos secuestros que hacía a las Damas Goyescas, que ha
disfrutado de este proyecto como un sueño hecho realidad y que ha representado la vestimenta
rondeña como nadie. Amigo de siempre, y gran anfitrión y guía de muchos visitantes.
A Pedo Bocanegra, de Los Palacios, que se ha convertido por méritos propios, conjuntamente con
sus amigos del Rincón del Bandolero, en unos de los epicentros de “Ronda Romántica”. Por su
cariño a Ronda, por su amistad profunda, por su dedicación a resaltar nuestra Fiesta y
engrandecerla con su presencia, por enseñarnos tanto, por su inmenso corazón y sabiduría, y por
su resolución para ayudar y hacer su presencia aquí motivo de alegría para todos aquellos que
hemos tenido la suerte de haberle conocido. Nos queda, afortunadamente, mucho camino que
recorrer juntos.
A Rafael Romero, de Montellano, amante de estas fiestas serranas, por saber desde el primer
momento que esto iba a ser un “pelotazo” y acompañarnos a tantísimos actos previos y hacerse
presente con su simpatía y positividad como un personaje entrañable en “Ronda Romántica”.
A Juan Jesús Guerrero, José Miguel Alba y María Ductor, por su impecable organización del IV
Concurso Hípico de Alta Escuela Ciudad de Ronda. Por buscar patrocinadores, por su esfuerzo para
que este acto saliera adelante, sin coste alguno, y sin pedir nada a cambio. Por dejar el pabellón
ecuestre rondeño a una altura suprema. Por apostar por lo nuestro, por ser unos jóvenes inquietos
de extraordinaria valía, ejemplo para muchos de discreción y humildad, saber estar y de trabajo
incansable, para que Ronda brille. Menuda gran lección de superación nos han dado a todos. Se han
hecho imprescindibles en “Ronda Romántica”, y nuestro reconocimiento por lo que han hecho y
conseguido nunca será suficiente.
A todos los que intervinieron en las Exhibiciones Ecuestres del domingo 2 de junio, que pude ver en
su integridad, a Carlos Román (del burrito Caramelo), inconmensurable; a Pepe González, con un
gran futuro por delante en el mundo ecuestre; a Joseíto Durán, que se transforma encima de un
caballo como una prolongación perpendicular del mismo; y a tantos otros que brillaron a una
altura inmejorable.
A Juan Gutiérrez, Policía Local, que apenas sin medios, logró que sus compañeros salieran a
caballo en el Pasacalles a la vieja usanza y estuvieran paseando, como autoridad vigilante, durante
los tres días de la Fiesta, para que nos sintiéramos orgullosos de ellos, otra de las actuaciones
hermosas que hemos vivido.
A Pepe Ríos, que por error, no incluimos en las Comisiones de trabajo, pero que ha sido un puntal
fundamental en estas fiestas, con su trabajo de vestimenta a la rondeña de los caballistas, por su
humildad y por la ilusión con la que ha preparado y vivido estas fiestas.
A las modistas de Ronda y la Serranía (Ana Gómez, Elena Jiménez, Carmen Rubiales, Carmen
Astete, Pepi Astete, Beli García, Carmen Durán y Belén Sarrión) citadas suficientemente en muchos de los actos previos realizados, por su trabajo incansable, porque han sido las verdaderas
artífices para que la población supiera como vestirse de Ronda.
A Adela Ramírez, monumento humano vivo de Ronda. Por su trayectoria grandiosa al frente de los
Coros y Danzas de nuestra ciudad. Que ha paseado el nombre de Ronda por el mundo entero,
recuperando el rico folklore de nuestra Serranía, y estando presente una vez más, de manera
sobresaliente, en muchos de los Actos de Ronda Romántica, mostrando de Ronda y la Serranía la
mejor imagen posible.
A mis compañeras de colegio, Ana Salvador y Mercedes González, por su trabajo desinteresado
para que Ronda luciera de la época, por su cariño, gran corazón y amistad.
A los jóvenes cocineros rondeños, José Luis Pascual y Miguel Herrera, por ser como son, unas
bellísimas personas y unos excelentes profesionales de la cocina. Por su apuesta por la cocina
tradicional de la Serranía de Ronda, por la impecable organización del I Festival de Cocina
Tradicional, por el lleno absoluto y por el éxito rotundo. Por su amistad y por la gran lección que
también nos han dado.
A Gonzalo Fernández Corrales, director del Parador de Ronda, porque una vez más ha sabido
estar con Ronda, por su extraordinaria sensibilidad, sus atenciones continuas, por su apoyo
fundamental, por estar ahí siempre, por brindarse para que lo que sea necesario, por su cariño y su
amistad inquebrantable. Por tenerlo siempre tan claro.
A Carlos Ruiz, director de Radio Ronda, y a Milagros Calle, por pertenecer a una Radio que hemos
sentido de todos y han puesto al servicio de todos. Puntales de la comunicación de “Ronda
Romántica”, a la que le han dedicado espacios y promoción impagables, al lado siempre de este
proyecto, para que tuviese la dimisión que ha tenido. Por su cariño y reconocimiento continuo al
trabajo realizado.
A Antonio Lara, director de Cinebandolero, de Grazalema, por la magnífica selección de las
películas proyectadas. Lástima que hiciera frío en esas fechas, y no fuera agradable estar en horas
nocturnas en el cine de verano de la Plaza de España. Por su aportación al embrión de lo que
después ha sido “Ronda Romántica” y por comprender perfectamente nuestro proyecto que
aspiraba a algo más que una sola recreación histórica de un personaje determinado.
A mi compadre, Vicente Becerra, delegado de Fiestas, porque sé que se siente orgulloso de esta
Fiesta, aunque no haya podido estar en la organización como a mí me hubiera gustado. Lo eché
mucho de menos. Siempre lo tengo en mi corazón.
A los jefes y miembros de los Cuerpos de Seguridad de Ronda, Manuel Castillo (Policía Local),
Esteban Gómez (Guardia Civil), Francisco y no José Núñez Bouzas (Policía Nacional), José M.
Herrera (Protección Civil), Álvaro Bautista (Cuerpo de Bomberos), Luis Lanchares (Coronel de la
Legión), Félix M. Carrasco (Coronel del Patronato Militar). Dignísimos jefes de sus respectivos
cuerpos, que desde el primer momento se han volcado con la organización del evento, y que han
aportado todo lo necesario, y más, para que todo transcurriese como de bien ha sido, siempre
atentos y dispuestos, previniendo y sin apenas intervenciones por el gran civismo demostrado por
toda la población y visitantes. Han aportado lo que se les requería seguridad, organización y
atenciones al máximo nivel.
A todos los puestos del Mercado de Época, que han colaborado para que todo luciera como estaba
previsto y diseñado, algunos han brillado de manera realmente sobresaliente.
A todos los miembros de las distintas Comisiones, por su contribución indispensable, sin los
cuales no hubiese sido posible la organización racional de este complejo evento.
A Sergio Sedeño, gerente de Turismo, y a toda su oficina, en especial a Juan Fo Barrones, Moli y
Paco Pérez, por su voluntarismo y por ser el centro neurálgico de “Ronda Romántica”.
A la Corporación Municipal, en pleno, con la alcaldesa de Ronda, Ma Paz Fernández al frente, que
por unanimidad han sabido entender finalmente esta fiesta y sumarse a ella, y por reconocer su A la Delegada de Turismo, Isabel Ma Barriga, por su inteligencia, amplitud de miras, saber
escuchar, por su disposición a aprender, por contar conmigo y con José M. Almario, por respetarnos
siempre, por su exquisito trato, por saber delegar, por estar siempre presente, por su tacto y
dulzura, por su impecable trabajo, también por su humildad y darnos el sitio que nos corresponde,
por su entusiasmo, por su entrega total, por su excelente disposición y buen humor siempre, por
entendernos y a veces por aguantarnos, porque se merece el éxito obtenido, y por saber gestionarlo.
Y por, último, me vais a perdonar que nombre a mi compañero del alma de fatigas, horas y horas y
más horas de trabajo, sin días ni noches, ni laborables, ni festivos, ni vacaciones ni calendario
laboral. Con dedicación plena. José Manuel González Almario, ejemplo de amigo y empresario, de
palabra y de corazón, honorable y llano a más no poder. Un sabio de la vida, que me ha enseñado
muchísimo, con el que ha sido un auténtico honor trabajar a su lado, y afortunadamente así
seguiremos, porque nuestras cabezas no paran de fluir proyectos, que nos gustará y deseamos
hacerlos realidad. El abrazo más grande va para él, porque fue el primero en confiar en mí para este
proyecto, y eso nunca lo olvidaré. Nunca podré defraudarle, por su confianza en mi persona.
Bueno, a tantos amigos, compatricios y familia, que nos han felicitado y se han felicitado de
“Ronda Romántica”. Nuestro mayor orgullo es que sientan y quieran Ronda, y a partir de ahora
cuiden y mimen esta Fiesta, porque en ella debemos dar al mundo la mejor imagen de nosotros
mismos.
Y también, aunque pocos, a los que hemos tenido en contra, a los que respetamos su otra manera
de pensar y ver las cosas. Pero deben saber que los serranos-rondeños somos gente bragada que
sabemos crecernos en las dificultades, su oposición también nos ha servido de estímulo, y espero
sigan ahí porque nos ayudan, aun sin quererlo, a superarnos ante las adversidades.
Decir gracias, como decía al principio, es poco, pero si os diré que me siento orgulloso de que junto
hayamos iniciado este camino que nos va a dar muchas alegrías todavía. Depende de nosotros que
no nos desviemos de la senda.

Un fuerte abrazo, de corazón, a todos.
Faustino Peralta Carrasco
(Redactor del Proyecto “Ronda Romántica”)